sábado, 11 de mayo de 2013

Perdón por mi ausencia, pero no puedo dejar de existir...

Sera el destino que condena mi existencia una y otra vez a la misma suerte... 
Por mas que no quiera cansarme me canso , y me enfado sin enfadarme.
Las observas volar libre y se cagan en tu cara.
en realidad ya no me importa,
nunca nadie a entiende el concepto libertad.


Maldita tu existencia... me duele escribirte, pensarte,
creerte y dormir tranquilo mientras estas muerta
mientras no respiras.

mira sonríe y mi rostro en el espejo llora.